Home / Actualidad flamenca  / Francisco Escudero ‘El Perrete’: «En el flamenco no todo vale, hay que tener recursos y conocimiento»

Francisco Escudero ‘El Perrete’: «En el flamenco no todo vale, hay que tener recursos y conocimiento»

Ahora que tanto se habla de la nueva hornada del flamenco y su cercanía a lo añejo, es preciso recordar que en cada época han brotado rostros sin apenas barbas defendiendo la escuela más clásica del cante jondo.

Ahora que tanto se habla de la nueva hornada del flamenco y su cercanía a lo añejo, es preciso recordar que en cada época han brotado rostros sin apenas barbas defendiendo la escuela más clásica del cante jondo. Si en estos momentos son nombres como los de Manuel de la Tomasa, Alonso ‘El Purili’, Pepe ‘El Boleco’ o María Terremoto los que más resuenan en las redes sociales y cartelería, hubo un momento en el año 2017 en el que destacó la irrupción de Francisco Escudero ‘El Perrete de Badajoz’. “Estoy muy contento con los compañeros que están saliendo defendiendo el cante de siempre, comprometidos con lo que otros nos dejaron, están centrados y tienen mucha fuerza”, habla Perrete sobre los mencionados, dejando claro que “no todo vale en el flamenco”. Muchos fueron los medios que se hicieron eco de la presentación de Quiso Dios, el que es su primer trabajo discográfico y con el que sigue caminando por el carril derecho, sin ningún ánimo de cambiar el paso. Por entonces, y aún ahora sigue ocurriendo, sorprendía su cercanía a una escuela de cante en desuso por las generaciones actuales y su manera de desenvolverse en el escenario.

Su acercamiento a este arte no ocurre de un día a otro, sino que se nutre de vivencias personales y en familia para introducirse de lleno en esta pasión que hoy día le marca el sentido vital. “Nunca decidí dedicarme al cante, todo pasó de forma natural hasta llegar a hoy día”, cuenta el cantaor. Y añade que “mi abuelo me marcó con su tarareo y con tres años yo quería hacer las zambras de Caracol”. Ha visto bailar de cerca a Antonio Silva ‘El Peregrino’, insigne del arte que reunía en su casa a muchos de los cantaores de la zona como Guadiana o al Indio Gitano, y ahí va creciendo este amor hasta que con diecisiete años empieza a cantar en público de una manera “muy familiar y sin controlar demasiado lo que hacía, pero fui aprendiendo”.

Ahora va encontrando su camino gracias a las tantas horas de estudio que le sirven para crear su propio perfil e identificarse como un cantaor serio que ha bebido de las fuentes más relevantes de la historia del cante como Manuel Torre o El Gloria, pasando por Vallejo, Chacón, la casa de los Pavón, Juan Valderrama o Porrina de Badajoz, siempre defendiendo que “hay que tener recursos a la hora de ejecutar y conocimientos, y llegar a encontrar ese aire que le dieron los creadores a cada estilo”.

 

Y llega el momento del disco, julio de 2017, ese justo instante en el que El Perrete da un paso considerable en su incipiente trayectoria con el fin de que “me conocieran”. Muestra continuamente su total agrado con el recibimiento que la afición le dio en los lugares que presentó, y sigue presentando, Quiso Dios que salió “sin pensarlo”. La casa Zamara Music del productor, músico y compositor José Losada confió en él y se embarcaron en este proyecto que se desarrolló con “naturalidad” hasta llegar a conseguir un trabajo en el que pueden escucharse ocho títulos bien definidos como la granaína, los cantes de levante o los fandangos; también arriesgando en la soleá, en la seguiriya y en los cantes de laboreo, sin olvidarse de los tangos extremeños y las bulerías. Es un trabajo grabado en estudio aunque cuidando siempre la autenticidad del directo, recogiendo así una única toma de cada cante en una muestra de valentía total ya que, según Perrete, el productor “buscaba más la esencia de la juventud que la excelencia”. Recalca el cantaor pacense que “en dos tardes se hizo todo”.

Es curioso su relación con artistas jerezanos para conformar este proyecto, sobre todo la presencia de Manuel Parrilla en el acompañamiento a la sonanta. En este sentido afirma que “muero con esa tierra que tanto ha aportado a la historia del flamenco, en estilos e intérpretes y para mí ha sido un verdadero honor contar con Parrilla, uno de mis grandes ídolos”. Aunque en estos momentos la venta de discos no pase por su mejor momento no duda el cantaor en valorar de “muy positiva” la publicación del trabajo porque “te abre puertas y te permite contar tu mensaje, tu verdad, y que los aficionados te acompañen en el directo” resumiendo de forma contundente que “el disco me ha dado la vida”. También lo acompañan los coros de Los Mellis, las palmas de Luis de Periquín, Manuel Cantarote y Juan Diego Valencia.

En agosto de 2018, El Perrete se hizo con dos premios en el Concurso de Cante de las Minas de la Unión, en las modalidades de Cantes Bajoandaluces (tangos extremeños) y Tarantas, hecho que no hace más que reafirmar sus cualidades para el cante y su interesante proyección. “No me esperaba para nada que ganara estos premios, aunque es cierto que fui preparado y con seguridad para quedar muy bien, pero no pensé que me llegara esa sorpresa. Me da mucho ánimo para seguir”, comenta.

Paso a paso se va haciendo un hueco en el panorama actual y ya tiene varios proyectos en mente para seguir creciendo paulatinamente. “Estaremos en Arcos, Utrera, Toledo, Madrid, Pais Vasco… y acudiremos al homenaje de Perlita de Huelva, en Valdemoro, junto a otros como Estrella Morente, Sorderita, Argentina…”, y sobre otro proyecto discográfico prefiere “no pensarlo mucho porque lo interesante es contar algo, no grabar por grabar”.

 

 

 

Comparte este artículo

Jerez, 1991. Flamenco y comunicación las 24 horas del día. Desde 2012 en prensa escrita, tertulias radiofónicas, programas de tv, presentación de festivales, revistas especializadas... En mi familia todos bailamos por bulerías, aunque yo soy el único periodista.

NO COMMENTS

ESCRIBE TU COMENTARIO.Rellena los campos NOMBRE y EMAIL con datos reales. Para que se publique en nuestro portal, el comentario no puede ser anónimo.

X