Home / Bordonazo NEW  / Poveda y los nuevos valores

Poveda y los nuevos valores

Lo hace porque puede. Me refiero al hecho de que Miguel Poveda lleve de teloneros a compañeros suyos para ayudarlos a hacerse más visibles. También mete más público en sus conciertos, que es una estrategia ya vieja que hicieron Marchena y Valderrama.

Lo hace porque puede. Me refiero al hecho de que Miguel Poveda lleve de teloneros a compañeros suyos para ayudarlos a hacerse más visibles. También mete más público en sus conciertos, que es una estrategia ya vieja que hicieron Marchena y Valderrama, entre otros astros del cante. Pepe Marchena tenía una compañía con la que giraba cada año por toda España y si iban a actuar a Arahal, por poner un ejemplo, el Maestro de Maestros se pasaba unos días antes por el pueblo y preguntaba que si había algún cantaor nuevo que destacara para meterlo en el cartel. Siempre había alguno y le hacían un contrato solo para un día.

¿Qué conseguía con esa estrategia? Ganarse a los aficionados del pueblo y llenar a tope el teatro o el cine de verano, porque todo el pueblo quería ver cómo el Niño de Arahal, El Rubicano, se medía con el maestro de Marchena. O Realito, el abuelo del cantaor Jesús Carrillo. O El Plancho viejo. Si alguno de estos le metía las cabras en el corral, salía el Maestro y decía: “Sí, pero Marchena no hay nada más que uno, que soy yo”. Porque entonces en los pueblos casi todos cantaban por él.

 

«Miguel Poveda es el único que puede alquilar una plaza de toros y llenarla o vender diez mil entradas en Sevilla. En otros tiempos lo hacían Marchena y Valderrama, y más recientemente Camarón de la Isla»

 

Miguel Poveda, que es inteligente, lo hace y le va bien porque, además, los elegidos lo ponen luego por las nubes en las redes sociales y machacan a quienes se atrevan a discutir al maestro. El catalán no es ni mucho menos el mejor cantaor de estos tiempos, pero es la figura, el único que puede alquilar una plaza de toros y llenarla o vender diez mil entradas en Sevilla. En otros tiempos lo hacían Marchena y Valderrama, y más recientemente, Camarón de la Isla. Valderrama llevaba a Camarón cuando no lo conocía casi nadie, o al guitarrista Pepe Habichuela. Dio a conocer a decenas de nuevos valores del cante y de la guitarra, de ahí que muchos artistas lo admiren tanto.

Es admirable lo que hace Miguel, porque lleva en ocasiones a cantaores o cantaoras mejores que él. Recuerdo el baño que le dio María Terremoto por bulerías hace un par de años en Barcelona. Luego es justo reconocer que su gesto es importante y que debería seguir haciéndolo. Incluso podría ayudarlos más todavía, porque es el único que tiene medios para hacerlo.

 

 

Comparte este artículo

Crítico de flamenco, periodista y escritor. 40 años de investigación flamenca en El Correo de Andalucía. Autor de biografías de la Niña de los Peines, Carbonerillo, Manuel Escacena, Tomás Pavón, Fernando el de Triana, Manuel Gerena, Canario de Álora...

5 COMENTARIOS
  • Carmen 31 agosto, 2020

    Buenos días Manuel Bohórquez. Me parece extraño que, siendo de Arahal, no cite que a quién montó en el escenario Manuel Poveda fue a David Rodríguez, conocido como David de Arahal. Un joven guitarrista con un futuro prometedor por delante, que ha actuado ya con muchos cantaores grandes que lo acogen porque David es la humildad personificada. Vive por y para su guitarra, por eso es ya un guitarrista excelente. Claro está que no está al nivel de Manuel Poveda, por lo que el gesto de montarlo en el escenario lo define. Y no creo que Poveda necesite de estos artistas noveles para tener proyección en las redes ni buenas críticas y mucho menos para llenar un teatro. Porque, entre otras cosas, lo de llenar teatros en temas de flamenco está cada vez más complicado, lo he visto durante la celebración del Festival Al-Gurugú de Arahal que usted también conoce con artistas encumbrados en este mundo. Las razones habría que estudiarlas. Pero si no llenan los grandes poco iban a ayudar los pequeños. Esto no es más que una opinión de alguien que no entiende de flamenco pero sí de información. Y en esta ha faltado nombrar a David que nos da ya grandes sorpresas.

  • Alejandro 31 agosto, 2020

    David de Arahal no ha ido de telonero, al igual que ninguno de los jóvenes a los que lleva a sus conciertos, ha ido como artista invitado. Miguel les da un sitio a los jóvenes como ningún otro cantaor lo hace, y a él es al que menos falta le hace. Usted ya lo critica todo, sea bueno o malo… da igual.
    María Terremoto, Israel Fernández, La Tremendita, El Perrete y muchos más…. son artistas jóvenes que deben estarle muy agradecidos a Miguel por su lucha incansable, y me consta que lo están.
    Señor, la época con la que usted sueña ya pasó, actualícese o retirese a escribir ese libro del que tanto habla…

    • Manuel Bohórquez Casado 31 agosto, 2020

      Ni le contesto.

  • Manuel Bohórquez Casado 31 agosto, 2020

    Señora o señorita Carmen. Sé muy bien quién es David Rodríguez, al que vengo apoyando desde que era muy niño. No he citado a ninguno de los jóvenes y no tan jóvenes que Poveda lleva a sus conciertos, porque han sido muchos. Destaco solo el hecho de que lo haga y opino de por qué lo hace. Gracias.

  • Manuel Bohórquez Casado 31 agosto, 2020

    Lo que hace Poveda es más viejo que el hilo negro. LO hacía ya Silverio hacer siglo y medio. Y está bien que lo haga, por supuesto. Es el único que puede hacerlo porque gracias a que canta coplas puede llenar recintos.

ESCRIBE TU COMENTARIO. Rellena los campos NOMBRE y EMAIL con datos reales. Para que se publique en nuestro portal, el comentario no puede ser anónimo.

X