Home / Entrevistas  / Francisco Valderrama: «En la moda flamenca hay que pensar como empresarios, no como diseñadores»

Francisco Valderrama: «En la moda flamenca hay que pensar como empresarios, no como diseñadores»

El director del Centro de Enseñanzas Artísticas Superiores ESSDM, que gestiona la nueva Cátedra Internacional de Moda Flamenca, espera dar respuesta profesional a un sector a veces carente de ese sentido empresarial. La entidad oferta el título de Diseñador de Moda Flamenca, de un año y medio de duración, que capacitará al alumno para ser emprendedor del sector.

El Centro de Enseñanzas Artísticas Superiores de Diseño (ESSDM), con sede en Sevilla, ha creado la Cátedra Internacional de Moda Flamenca, avalada a su vez por la Escuela de Negocios ENSDM y la Asociación de Creadores de Moda de España – ACME, presidida por Modesto Lomba. En el marco institucional de esta Cátedra se llevarán a cabo programas de investigación e internacionalización de la moda flamenca, aplicando sus parámetros a la moda prêt à porter y costura, en un novedoso formato que pretende impulsar en todo el mundo estas señas de identidad aplicándolas a la moda. La principal oferta formativa va a ser la Titulación de Diseñador de Moda Flamenca, con Juana Martín como directora artística y cuyo plan de estudios capacitará técnicamente a los alumnos para que se conviertan en emprendedores del sector. La titulación, de un año y medio de duración, contará con contenidos en desarrollo artístico de colecciones, ejecuciones técnicas, marketing y comunicación, gestión empresarial y plataformas de venta donde poder mostrar las nuevas empresas.

El director de la Cátedra Internacional de Moda Flamenca, Francisco Valderrama, afirma que pueden conseguir que los alumnos hagan realidad el sueño de convertirse en diseñadores de moda flamenca, «pero aportándoles además todas las herramientas necesarias para hacer funcionar su empresa de una forma coherente y dilatada en el tiempo».    

 

– Una Cátedra Internacional de Moda Flamenca. ¿Era el escalón que le faltaba por subir al sector en su prestigio y profesionalización?
– Sin lugar a dudas la Cátedra viene a reforzar esa alianza estratégica tan necesaria en el sector como es la unión empresa–moda. El carácter internacional le va a dar la visibilidad que necesitaba para terminar de posicionarse como un referente a nivel mundial. Es el mejor momento posible y la Cátedra ha nacido para dar respuesta a un sector muy necesitado en estos momentos.

– A nivel personal, ¿qué supone para usted dirigir esta nueva Cátedra?
– Es una oportunidad única para seguir posicionando nuestras líneas de trabajo dentro del sector de la moda. Parte de una cadena, de un guion marcado en el cual este nuevo elemento tenía que surgir, pero no será el último. En nuestra carrera de fondo hay numerosos proyectos que, si Dios quiere, irán saliendo a la luz como consecuencia natural de los ya iniciados.

– ¿Cuál es el perfil de los alumnos? ¿Qué requisitos debe reunir un futuro diseñador de moda flamenca?
– El programa de Diseñador de Moda flamenca de la Cátedra está dirigido a todo aquel que desee convertirse en empresario de moda flamenca. Y digo empresario y no diseñador porque ese es precisamente el espíritu de la Cátedra: dar respuesta profesional a un sector a veces carente de ese sentido empresarial. Podemos hacer realidad el sueño de convertirse en diseñador de moda flamenca, pero poniéndole a la vez todas las herramientas necesarias para hacer funcionar su empresa de una forma coherente y dilatada en el tiempo.

 

«La moda flamenca no es solamente el traje regional, sino todo aquello que hable de nuestras señas de identidad y que sepan aplicarse con ingenio, creatividad y vanguardia»

 

– ¿Qué se aprende en una Cátedra de Moda Flamenca que no se aprenda en una escuela de diseño?
– Sin duda, la singularidad de los elementos flamencos, que se abordarán con una profusión que en ningún plan de estudios de moda se imparten. Por otra parte, la formación multidisciplinar en elementos relacionados con la gestión empresarial, marketing y comunicación hacen del programa formativo de la Cátedra un producto único e innovador.

 

Pase de modelos en el Salón Internacional de la Moda Flamenca - Simof. Foto: perezventana

Pase de modelos –con pose flamenca– en el Salón Internacional de la Moda Flamenca – Simof. Foto: perezventana

 

– ¿Cómo se ve la moda flamenca en el mundo? Nos consta que va más allá de un atuendo regional, ¿verdad?
– La moda flamenca se asocia directamente a la imagen internacional de España. Precisamente fuera de nuestras fronteras la moda flamenca no se ve como un traje regional, sino como elementos diferenciadores que inspiran a las distintas modas nacionales y que en momentos concretos crean tendencias. Grandes diseñadores internacionales en algún momento de su proceso creador han bebido de nuestras fuentes de inspiración y han creado productos increíbles. Siempre han estado presentes, ahora simplemente queremos elevarlo a la categoría de Moda con mayúscula.

– ¿Dónde tiene su techo la moda flamenca?
– Donde queramos llevarla. Que la Cátedra nazca con la etiqueta internacional ya dice mucho de hacia dónde queremos llevarla. Nació ni más ni menos que en el seno del Parlamento Europeo, en Bruselas, y allí se presentará oficialmente en septiembre. Esto no ha hecho más que empezar.

 

«El flamenco es algo que llevamos en nuestro ADN. Nos impregna porque está en el ambiente, en la luz, los matices, olores, los colores únicos de nuestra tierra, el propio urbanismo…»

 

– ¿Quién ha hecho más por la moda flamenca en los últimos tiempos? ¿Simof?
– Todos los agentes que intervienen en la moda flamenca son muy decisivos, desde los centros de formación (reglados y no), los eventos de moda flamenca, los grandes diseñadores internacionales que han creado inspirándose en la esencia flamenca, los nuevos programas televisivos…. Todo suma en pro de la moda flamenca.

– ¿La asignatura pendiente de la moda flamenca?
– Su profesionalización. Pensar como empresarios y no como diseñadores. Y, por supuesto, comportarse como aquellos grandes de la moda que alguna vez tuvieron que acudir a la moda flamenca para reinventarse. La moda flamenca no es solamente el traje regional, sino todo aquello que hable de nuestras señas de identidad y que sepan aplicarse con ingenio, creatividad y vanguardia a la moda. Hay mucho por hacer, pero el futuro es sencillamente apasionante.

– ¿Los diseñadores de moda flamenca son flamencos? ¿Les gusta la estética del flamenco o disfrutan la jondura?
– El flamenco es algo que llevamos en nuestro ADN. Aunque no lo vivamos, lo sentimos dentro. Nos impregna porque está en el ambiente, en la luz de nuestra tierra, los matices, olores, los colores únicos de nuestra tierra, el propio urbanismo… Está en la esencia de nuestra tierra. Por eso vienen tantos a estudiar a nuestra tierra, para beber de esas fuentes y dejarse llevar. La inspiración les sale tarde o temprano.

 

Francisco Valderrama, director de la Cátedra Internacional de Moda Flamenca (ESSDM - Centro de Enseñanzas Artísticas Superiores de Diseño).

Francisco Valderrama, director de la Cátedra Internacional de Moda Flamenca (ESSDM – Centro de Enseñanzas Artísticas Superiores de Diseño).

 

Comparte este artículo

Periodista andaluz de intereses etéreos y estrofas cabales. Tres décadas de oficio en prensa musical y cultural. Con arrimo y sin arrimo, para seres de cualesquier afecto.

NO HAY COMENTARIOS

ESCRIBE TU COMENTARIO. Rellena los campos NOMBRE y EMAIL con datos reales. Para que se publique en nuestro portal, el comentario no puede ser anónimo.

X