Home / Actualidad flamenca  / Ana Morales y Andrés Marín ganan el Premio Nacional de Danza 2022

Ana Morales y Andrés Marín ganan el Premio Nacional de Danza 2022

El bailaor sevillano Andrés Marín y la bailaora barcelonesa Ana Morales han sido galardonados con el Premio Nacional de Danza 2022 en las modalidades de creación e interpretación, respectivamente.


El Ministerio de Cultura y Deporte del Gobierno de España ha fallado el Premio Nacional de Danza de 2022 en las modalidades de interpretación y creación. Los galardones han ido a parar a manos de la bailaora de origen catalán Ana Morales y el bailaor andaluz Andrés Marín, respectivamente. Un premio dotado con treinta mil euros.

 

Ana Morales debutó en el año 2000 en la Bienal de Flamenco de Sevilla con el espectáculo Puntuales. Lo hizo tras formarse tres años en la Compañía Andaluza de Danza, organización de la que formó parte un año después. Fue aprendiz de Rafael Campallo, Alejandro Granados, Juana Amaya, Eva Yerbabuena, Isabel Bayón y Andrés Maríde, entre otros.

 

En sus inicios trabajó con Andrés Marín, el otro premiado, y formó parte del Ballet Flamenco de Andalucía. En su faceta de creadora, ha firmado siete espectáculos premiados, entre los que destacan Sin permiso, Canciones para el silencio –estrenado en el Festival de Jerez en 2018–, con el que ganó Giraldillo al Baile y tres Premios Lorca, y En la cuerda floja, de 2020.

 

A su vez, la bailaora también ha formado parte de películas flamencas, como Iberia, dirigida por Carlos Saura –Goya de Honor 2022–, y ¿Por qué se frotan las patitas?, de Álvaro Begines. «Estoy muy feliz. Estrenamos una pieza en Barcelona, Oklahoma, y cuando he salido del ensayo me he encontrado mil mensajes, ahí me he dado cuenta que algo estaba pasando», explica Morales en declaraciones recogidas por eldiario.

 

Por su parte, Andrés Marín nació en Sevilla y es hijo del bailaor Andrés Marín y la cantaora Isabel Vargas. Nacido en un entorno muy flamenco y apasionado del cante y el baile, es su padre el que le enseña los principios básicos. Autodidacta, comenzó su carrera en solitario en 1922, ahora su propia compañía cumple dos décadas.

Entre sus creaciones más reconocidas destacan Don Quixote, La vigilia perfecta, Éxtasis Ravel y la reciente Yarin. Ha sido reconocido como uno de los exponentes de la vanguardia del flamenco. El jurado ha subrayado la gran proyección internacional de su obra.

 

«La noticia me pilló haciendo mis cosas de casa. En concreto, desatascando un lavabo», cita el premiado. «Yo sé que he trabajado muchos años, he hecho un esfuerzo para defender una línea determinada y romper muchas fronteras sin dejar de pensar en la raíz del flamenco. Eso no es solo una cosa mía, antes que yo lo hizo Vicente Escudero, Antonio Gades y otros grandes creadores. Pero no pensé que me fuera a tocar, por edad me habían pasado ya otros premios por delante y esta vez me ha tocado», concluye Marín.

 

Imagen superior: Ana Morales. ‘En la cuerda floja’. Teatro Villamarta. XXVI Festival de Jerez. Foto: Javier Fergo 

 


El conocimiento y la pasión. La jondura y la pena. El pellizco y la fiesta. Patrimonio Cultural de la Humanidad. Conectamos comunidades flamencas alrededor del mundo.

NO COMMENTS

ESCRIBE TU COMENTARIO. Rellena los campos NOMBRE y EMAIL con datos reales. Para que se publique en nuestro portal, el comentario no puede ser anónimo.

X