Home / Actualidad flamenca  / Farruquito, Manuel Liñán y Manuela Carrasco, próximas citas en el Teatro Villamarta

Farruquito, Manuel Liñán y Manuela Carrasco, próximas citas en el Teatro Villamarta

Olga Pericet, Ángel Rojas, Sara Cano, Rafael Campallo, Compañía Musa Carmen Fernández y Javier Barón completan la oferta dancística del Festival de Jerez en otros escenarios. El certamen también ofrece el cante de Anabel Valencia y Luis El Zambo, y las guitarras de Daniel Casares y Juan Requena.

El XXVI Festival de Jerez concentra una amplia oferta de espectáculos en los próximos días, donde además del baile se incluyen recitales de cante y conciertos de guitarra flamenca coincidiendo con el puente festivo del Día de Andalucía. Farruquito, Manuel Liñán y Manuela Carrasco acaparan la atención del Teatro Villamarta, escenario principal de la muestra dedicada al baile flamenco y español.

 

Sin embargo, interesantes propuestas dancísticas podrán verse en otros escenarios que tendrán como protagonistas a Olga Pericet, Ángel Rojas, Sara Cano, Rafael Campallo, Compañía Musa Carmen Fernández y Javier Barón. El cante podrá escucharse en las voces de Anabel Valencia y Luis El Zambo y los guitarristas Daniel Casares y Juan Requena presentarán sus últimos trabajos.

 

Farruquito lleva sus momentos más especiales al espectáculo que pone en escena en el Teatro Villamarta el sábado 26 de febrero y que lleva por título su propio nombre. Entre ellos, el zapateado con el que participó en la película de Saura, que ha actualizado. Así las cosas, el bailaor hará un recorrido no sólo por lo que más le ha gustado al público, sino también por las que más le ha gustado a él. Una mezcla, más o menos equilibrada, entre números coreografiados e improvisación, pues estamos ante un bailaor que ha confesado en más de una ocasión identificarse con la espontaneidad.

 

Comenzará por soleá y acabará en un fin de fiesta. Sobre el escenario, estará acompañado por el baile de Pepe Torres, Karime Amaya y su hijo El Moreno, que sigue los pasos de su padre Farruquito, puesto que debutó en Nueva York con 5 años, tal y como hiciera su progenitor en Broadway. El guitarrista Manuel Valencia lidera una banda sonora de la que también forma parte Paco Vega (percusión), Manuel Parrilla (flauta) y Julián Heredia (bajo).

 

Dedicado a su padre

Tras arrasar con su espectáculo ¡Viva!, reconocido con el Premios Max del Público y el Premio de la Crítica del Festival de Jerez, Manuel Liñán trae a esta edición del certamen (domingo 27) Pie de hierro, que dedica a su padre. Enmarcado en un imaginario taurino, en Pie de hierro Liñán quiere mostrar su particular disconformidad con la tradición, aunque se marca como objetivo llegar a un marco de aceptación y diálogo.

 

Si en ¡Viva! reflejaba su infancia y, a través del baile, sacó a la luz las muchas cosas guardadas debido a su timidez, en ‘Pie de hierro’ el bailaor y coreógrafo pretende hacer las paces con esas cosas del pasado con las que estaba en desacuerdo. Y, de este modo, seguir construyendo un futuro menos rebelde desde la aceptación de la condición humana. No obstante, Liñán entabla una “conversación vehemente con la tradición” -según se afirma en el dossier de esta propuesta-, buscando respuestas a su inconformidad hasta encontrar el entendimiento. Para ello, contará con el cante de David Carpio, la guitarra de Juan Campallo, el violín y la guitarra eléctrica de Víctor Guadiana y la batería de Jorge Santana.

 

Aires de mujer

La mujer, como base de la vida pero también con un papel relevante en el flamenco, es la idea central que mueve ‘Aires de mujer’, espectáculo que pondrá en escena Manuela Carrasco el lunes 28 de febrero en el Teatro Villamarta. Las voces más destacadas del cante femenino -Anabel Valencia, María Vizárraga y Samara Carrasco- acompañarán a su baile. Como es habitual, el trío de guitarristas está comandado por Joaquín Amador. Entre los músicos, también figuran Elisa Prenda (violín) y José Carrasco (percusión).

 

Después de presentar un primer movimiento en el Festival Internacional de Danza Itálica de su proyecto de investigación ‘La Leona’, inspirado en torno a la célebre guitarra de Antonio de Torres, considerado el primer prototipo de guitarra española y flamenca, Olga Pericet llega al Festival de Jerez con la segunda parte de este proceso, titulado ‘El avance de la leona’. Para ello contará con la colaboración de Daniel Abreu tanto en el proceso de creación como en el baile. Será el sábado 26 de febrero en el escenario de los Museos de la Atalaya, dentro del ciclo ‘Muy Personal’, acompañada a la guitarra por José Manuel León y Juanfe Pérez al bajo.

 

También forma parte del ciclo ‘Muy Personal’ Sara Cano Compañía de Danza con ‘Mujer de pie’, donde dos cantaores, un bailaor (Ricardo Moro) y una bailarina (Sara Cano) ponen en común su experiencia artística para entablar esa especial comunicación que se produce sobre un escenario. Será el domingo 27 de febrero cuando en este montaje “celebremos la vida, el resurgir y el seguir estando”, señaló Cano.

 

Esta pieza tiene como punto de partida otra más corta titulada ‘De Levante’ e incide en la idea de “luchar para mantenerse en pie, a pesar de las caídas, de continuar defendiendo los propios ideales y persiguiendo las metas propias”, añadió.

 

Una oda a la transformación

En este mismo espacio y ciclo el lunes 28 de febrero la Compañía Musa Carmen Fernández estrenará ‘La rosa mutábile’, inspirada en el poema del mismo nombre que aparece en la obra ‘Doña Rosita la soltera o el lenguaje de las flores’ de Federico García Lorca. “Una oda a la transformación, a la impermanencia”, según Carmen Fernández. Con un lenguaje flamenco versátil, ‘La rosa mutábile’ pretende ser “un poema visual, musical y coreográfico” basado en una composición del más flamenco de los escritores.

 

La obra tiene influencias del teatro noh japonés en el uso de textos poéticos sobre temas existenciales. Y es que la Compañía Musa se define como “multidisciplinar” y suele mezclar diferentes expresiones artísticas con la danza. Entre ellas, figuran el teatro y las artes plásticas. Con coreografía de José Maldonado y dirección de Carmen Fernández, ‘La rosa mutábile’ cuenta con un trío de bailarines y la aportación al cante -entre otros cometidos- de El Mati.

 

La última cita de los Museos de la Atalaya correrá a cargo de Javier Barón, dentro del ciclo ‘Con Nombre Propio’. Será el martes 1 de marzo cuando exhiba su último montaje, ‘Entre mujeres’, que se convierte en todo un homenaje a todas las mujeres que han sido núcleo y pilar fundamental en su camino vital y profesional. Las guitarras de Salvador Gutiérrez y Javier Patino lideran la banda sonora de un espectáculo que cuenta con Jesús Lavilla (piano), José Manuel Posada ‘Popo’ (bajo) y Antonio Coronel (percusión). A ellos se suma el cante de Melchora Ortega, Natalia Segura y Beatriz Rivero. Y será, precisamente, ésta última quien acompañe en el baile a Javier Barón, faceta en la que también intervendrá la bailarina de danza contemporánea Rocío Barriga. Sin embargo, pese a esta pincelada de otra disciplina dancística, la propuesta de Javier Barón habría que calificarla como “obra flamenca y tradicional”.

 

En esta misma línea estética transita Rafael Campallo y ya lo advierte desde el título. El bailaor sevillano estará en Sala Compañía con ‘Puro’ el domingo 27 de febrero, junto a David Caro a la guitarra y el cante de Juan José Amador, Jesús Corbacho y El Pechuguita. Despojado de cualquier influencia, Campallo busca que el público saboree todos los ingredientes de este arte universal, pero reflejando en su espectáculo lo “más auténtico”.

 

El espacio que concede el certamen a la guitarra -a través del ciclo ‘Toca Toque’- lo puso de relieve el guitarrista Daniel Casares, que echó en falta este tipo de propuestas en otros lugares, convencido de que tienen su público. El músico malagueño -en Sala Compañía el lunes 28 de febrero- interpretará los temas de su octavo trabajo discográfico ‘Guitarrísimo’ que sacó al mercado hará dos años.

 

El ciclo ‘Toca Toque’ continuará en el mismo espacio escénico con Juan Requena, que presentará su trabajo discográfico ‘Cenachería’, donde exhibe la ‘despensa’ musical que lleva consigo este guitarrista a lo largo de su carrera artística.

 

Finalmente, el Festival de Jerez tendrá como escenario la Bodega González Byass para escuchar dos voces singulares del flamenco. Por un lado, el eco lebrijano de Anabel Valencia (sábado 26 de febrero); y, por otro, el aroma jerezano que destila Luis El Zambo (domingo 27 de febrero). Ambos llevan tras de sí un atractivo elenco de guitarras, palmas e, incluso, hasta algún artista invitado.

 

 

Comparte este artículo

El conocimiento y la pasión. La jondura y la pena. El pellizco y la fiesta. Patrimonio Cultural de la Humanidad. Conectamos comunidades flamencas alrededor del mundo.

NO COMMENTS

ESCRIBE TU COMENTARIO. Rellena los campos NOMBRE y EMAIL con datos reales. Para que se publique en nuestro portal, el comentario no puede ser anónimo.

X