Home / Opinión  / El Turry, candidato a figura del cante

El Turry, candidato a figura del cante

El cantaor granadino Antonio Gómez Muñoz El Turry actuó en la Asociación El Malacate Flamenco de La Unión (Región de Murcia). Así pudo resarcirse del cajonazo que le pegaron en el Festival del Cante de las Minas el pasado verano.

Antonio Gómez Muñoz El Turry está asombrando a propios y extraños con su personalidad arrolladora. En el cante esto es mucho decir. Aburridos de copistas, clasicistas de tres al cuarto y espectáculos sin ápice de emoción, los aficionados buscamos artistas como él. No porque estemos a la espera del nuevo mesías, sino porque andamos ya cansados de bostezar en los patios de butacas. Tengo la sensación de que esto ocurre más a menudo con el cante que con el resto de disciplinas del arte flamenco. Por ejemplo, sí que veo mucho más aire nuevo y propuestas interesantes en el mundo de los instrumentistas flamencos.

 

Esto que les cuento lo traigo a colación porque el pasado 29 de enero de 2022, los amigos de la Asociación El Malacate Flamenco de La Unión (Región de Murcia) retomaron su actividad cultural, que se ha visto seriamente dañada por la pandemia durante los años 2020 y 2021, y lo hicieron con un recital de El Turry. El cantaor de Almuñécar (Granada) llevaba en las quinielas de los programadores desde antes del cajonazo que le pegaron en el Festival del Cante de las Minas el pasado verano, pero no me cabe duda de que este suceso aceleró su contratación. Bendita la idea, porque ha sido uno de los mejores recitales a los que hemos asistido en mucho tiempo. Confirmaba de este modo nuestro protagonista que el jurado se equivocó con él, algo que, por otra parte, ya tenía claro todo el mundo.

 

 

«El Turry tiene una voz dulce y dotada de buenos bajos. Es una persona culta y bien educada. Sabe estar dentro y fuera del escenario. Se viste como un artista y se comporta como tal. Por eso también es humano, humilde y cercano. Todas estas virtudes lo pueden llevar a ser figura del cante»

 

 

No pretende esto ser una crónica del recital, no era esa mi intención al asistir, pero sí quiero reseñar que estuvo muy bien acompañado a la guitarra por Marcos Palometas y por las palmas, percusiones y jaleos de El Indio y El Cheyenne. La práctica totalidad de las piezas que compusieron el concierto fueron cortes de su disco publicado a finales de 2021 Borracho de arte, que sólo por su título es toda una declaración morentiana de intenciones. Destacó sobre todas las interpretaciones la soleá de Granada, cante de marcados aires trianeros que interpretó de forma prodigiosa. En el segundo de los bises que el público le pidió hasta se atrevió con una minera, dedicada a Doña Encarnación Fernández, quien desde el público dio su aprobado al sexitano.

 

El Turry tiene una voz dulce y dotada de buenos bajos que le permiten interpretar con solvencia los cantes más comprometidos. Es buen aficionado al flamenco y esto se le nota en su forma de cantar y componer. Se mira en los grandes maestros, en Morente y Camarón, en Pastora, en Rengel y Toronjo por Huelva. Es una persona aparentemente culta y bien educada. Sabe estar dentro y fuera del escenario, que también es importante para llegar lejos en este mundo. Se viste como un artista y se comporta como tal. Por eso también es humano, humilde y cercano. Todas estas virtudes que le adornan lo pueden llevar, con mucho esfuerzo y un poco de suerte, a ser figura del cante.

 

Por mi parte sólo me queda deseárselo. Decirle que no deje de intentarlo en La Unión, pues el día que lo valoren con justicia, y se lo concedan, le ayudará tener un premio del Cante de las Minas, y sobre todo, porque la afición de mi ciudad es la más cariñosa del mundo, y cuando dice de apostar por un artista, lo hace sin fisuras. Que se lo pregunten a Miguel Poveda, a Mayte Martín o a Vicente Amigo.

 

Fotos: Onésimo Samuel Hernández Gömez (Asoc. Cultural El Malacate Flamenco)

 

 

 

 

Comparte este artículo

La Unión, 1993. Abogado en ejercicio en Cartagena. Concejal en el Ayuntamiento de La Unión. Escribe de forma periódica en algunos medios digitales de flamenco. Siente pasión por el legado cultural de su tierra, a la que está indisolublemente unido por medio del flamenco. Las minas del corazón, nadie sabe dónde están.

1 COMMENT
  • Pedro J. Bernal 6 abril, 2022

    Si ya es grande, no hay que dejar perder su pista. Antonio está “en ese momento”, en el ahora más que nunca. Para mí fue uno de los grandes del pasado festival unionense, y que no dudo en que hará historia (y la historia hará justicia).

    Mientras tanto, a seguir disfrutando de este gran artista.

ESCRIBE TU COMENTARIO. Rellena los campos NOMBRE y EMAIL con datos reales. Para que se publique en nuestro portal, el comentario no puede ser anónimo.

X